sábado, 26 de noviembre de 2016

México, 50 pasos para salvarlo

Morena ha enarbolado 50 lineamientos básicos para un proyecto alternativo de nación que constituye un programa realista de gobierno que comienza por rescatar al Estado del control de un grupo minoritario que le impide ser realmente público.

Carlos Figueroa Ibarra / Especial para Con Nuestra América
Desde Puebla, México

En mi calidad de integrante del Comité Ejecutivo Nacional de Morena, tuve la oportunidad de participar el 19 y 20 de noviembre  de 2016 en el II Congreso Extraordinario de dicho partido. En éste se hizo el balance del titánico esfuerzo de organizar un comité de base en cada una de  las 68 mil secciones electorales  del país. Lograr una estructura territorial total es el antídoto que el partido  ha establecido para hacerle frente a la adulteración de los resultados electorales, el acarreo de votantes y la compra de votos, práctica de los partidos de la derecha neoliberal. Morena se prepara para  las elecciones que se realizarán en el estado de México, Veracruz, Nayarit y Coahuila en 2017.  Éstas serán el prólogo de la contienda presidencial de 2018.

La situación actual del país es  pésima.  Las tasas de crecimiento en los últimos años han tenido un promedio de 1-2%, la elección de Trump ha llevado a una devaluación histórica del peso mexicano y se espera que en enero de 2017 se devalúe aún más. La deuda externa ha aumentado en este año 15 mil millones de dólares y alcanza actualmente la preocupante cifra de 176 mil 600 millones de dólares, por la cual habrá que pagar en 2017 más de 27 mil millones de dólares. Entre 2006 y 2015 han sido ejecutadas 162 mil personas y entre 2011 y 2015 han sido desaparecidas otras 28 mil. Más de las dos terceras partes de las municipalidades del país están controladas o influenciadas por el crimen organizado, la tasa de ineficiencia judicial es de 99%. Se calcula que anualmente se pierden por la corrupción casi 24 mil millones de dólares.

En este contexto Morena ha enarbolado 50 lineamientos básicos para un proyecto alternativo de nación que constituye un programa realista de gobierno que comienza por rescatar al Estado del control de un grupo minoritario que le impide ser realmente público. El combate a la corrupción y el despilfarro escandaloso en el que vive la alta burocracia, se expresarán en la eliminación del fuero a los  altos funcionarios públicos, la reducción drástica de sus salarios y el que el presidente de la república pueda ser juzgado por corrupción. La construcción de proyectos carreteros, la industria de la construcción,  un corredor económico y comercial en el Itsmo de Tehuantepec que unirá los dos océanos, un millón de viviendas, proyectos turísticos, trenes de gran velocidad, fomento sostenido de la pequeña y mediana empresa se han concebido como los disparadores del crecimiento económico además de las exportaciones. Importante es que ninguno de estos proyectos se hará a costa de afectar el medio ambiente y los derechos de las poblaciones de los lugares en donde se realizarán. Se revertirán las reformas enérgetica, educativa, laboral y fiscal mediante consultas y se hará valer la democracia. Se crearán oportunidades de estudio y trabajo para 2.6 millones de jóvenes y se velara por los derechos de los migrantes mexicanos y centroamericanos.

He aquí pues, algunos de los pasos que salvarán a México.

1 comentario:

Roy Guillermo Rovetto dijo...

Si ,Carlos. Como expresión de deseo son válidos los objetivos, pero no estás diciendo COMO. Hablas de viviendas, obras de infraestructura, trenes de alta velocidad, trabajo, COMO piensan hacerlo. Acuerdo con los objetivos, pero el planteo así como está expresado es más voluntarista que otra cosa.