sábado, 15 de septiembre de 2018

Guatemala: La decencia como bandera

Hoy, el presidente Morales ha decepcionado con su ineficiencia y escándalos de corrupción. Ha mostrado en su ataque contra la CICIG lo que era su rostro oculto: la alianza con los sectores ultraderechistas y los políticos corruptos agrupados en el hoy llamado Pacto de Corruptos.

Carlos Figueroa Ibarra / Especial para Con Nuestra América
Desde Puebla, México

Este año de 2018 viví un proceso en México que comprobó la fuerza que ya tiene la lucha contra la corrupción. El ascenso de Andrés Manuel López Obrador, la transformación del movimiento por él encabezado en fuerza política, arrancó con un programa posneoliberal. El discurso del lopezobradorismo resumió buena parte de los agravios que el pueblo mexicano ha sentido con motivo de una política que ha resultado un fracaso en diversas partes del mundo. No obstante ello, gradualmente el dirigente y miles y miles de los brigadistas que tocábamos puerta por puerta y visitábamos casa por casa, nos dimos cuenta que el pueblo mexicano  estaba harto  del desempleo o el empleo precario, de los bajos salarios, de la pobreza, de la inseguridad pero adjudicaba a la corrupción el ser causa de todo lo anterior. Paulatinamente el discurso posneoliberal se convirtió solamente en el anillo que rodeaba a una bandera que se convirtió  en central: la lucha contra la corrupción. Facilitó las cosas, el hecho de que Andrés Manuel se convirtió en el paradigma del político honrado y austero.

México: El 68 y la contrahistoria

El movimiento del 68 fue una crítica aguda al sistema o a los sistemas de la época, cuya transcendencia sigue revelándose; fue una ruptura con el poder y sus maneras de representación, la generación de la conciencia por medio de la relevación de lo oculto.

Cristóbal León Campos / Especial para Con Nuestra América
Desde Mérida, Yucatán, México.

Se cumplirán cincuenta años de la matanza del dos de octubre de 1968 en la Plaza de las Tres Culturas de Tlatelolco, su significado y transcendencia siguen siendo puestos en juicio, aún hay quienes se preguntan qué fue lo que ocurrió y por qué el gobierno mexicano actuó de forma violenta e irracional. A pesar de que año con año se realizan actividades, manifestaciones y se publican diversas opiniones, e incluso, se revelan nuevos datos, aún pesa sobre esos hechos un manto de impunidad que cubre la verdad de lo acontecido.

¿Qué tan universales son los derechos humanos?

En el trabajo de discusión y confección de los fundamentos filosóficos de la Carta Internacional de Derechos Humanos de la ONU, les cupo especial participación a los diplomáticos y filósofos Peng-chun Chang, de China, y Charles Habib Malik, del Líbano. Nadie más que ellos bregó por intentar la universalidad de la declaración frente a la imposición occidental que emanaba de la señora Eleanor Roosevelt.

Sergio Rodríguez Gelfenstein / Especial para Con Nuestra América
Desde Caracas, Venezuela

Un diputado chileno de origen croata, pero cuyo apellido en inglés es el nombre de un ácido que se usa como antiséptico, hizo una declaración que pone de relieve su amargo carácter reflejo de su acidez, aunque su punto de vista no alude a la condición antiséptica que le permitiría evitar la infección; al contrario, extendiendo la putrefacción que le caracteriza cuando a temas internacionales se refiere y haciendo gala de la ignorancia que pasea con aires de grandeza, el tal parlamentario puso sobre el tapete la discusión de la universalidad de los derechos humanos.

La cuadratura del círculo: Chile a 45 años del golpe militar

Los múltiples retos a enfrentar por los chilenos, de momento casi equivalen al desafío de lograr la cuadratura del circulo. El primer reto a plantearse consiste en cómo puede la izquierda armar un instrumento político viable electoralmente, que represente a un amplio grupo de personas movilizadas en aras de un proyecto común, y que al mismo tiempo sea aceptable para un electorado que se ha despolitizado durante décadas.

Ximena de la Barra / Para Con Nuestra América

Tomándole el pulso a “la vitrina del neoliberalismo”

En medio de contiendas y escaramuzas electorales y de la conformación del nuevo gobierno, la gubernamental encuesta Cassen ha informado a los chilenos que en 2017 la desigualdad aumentó y que los sectores mas pobres empeoran. La realidad es mucho mas grave que los resultados que arroja esta encuesta ya que solo ha medido a las disparidades entre el 10% del ingreso de los mas ricos y el del 10% de los mas pobres (39.1 veces). Estudios anteriores de fuentes académicas han demostrado que las peores disparidades se encuentran entre el 1% o el 0,1% de los mas ricos y el resto de la población. También han demostrado que las disparidades aumentan aun mas si se incluyen las cargas impositivas en este cálculo (López et all, 2013).

Chile: Memoria, historia y conflicto político. El “Once” en la conciencia histórica nacional.

Las batallas por la memoria son batallas políticas, pero no deben ser batallas solo por el “pasado”, sino, fundamentalmente, por el futuro. El “Once”, no debemos olvidarlo. Pero, de ninguna manera, ese recuerdo nos debe frenar la construcción del futuro.

Juan Carlos Gómez Leyton / Para Con Nuestra América
Desde Santiago de Chile

“Compañero…
En Septiembre poco puedo contarte
que no tenga que ver con esta
herida que supura: ¿DÓNDE ESTÁN?”
Carmen Andrea Mantilla, Septiembre, 2014

Este martes 11 de septiembre, se cumplieron los 45 años del derrocamiento del gobierno popular, revolucionario y socialista del presidente Salvador Allende y de la Unidad Popular; de la destrucción del régimen democrático; de la ocupación militar y del genocidio del pueblo chileno por parte de las Fuerzas Armadas y de Orden.

Aunque el paso del tiempo es inexorable, la gran herida infringida a la historia de la sociedad chilena permanece viva. Las ardientes llamas que quemaron La Moneda, aun arden y queman en la memoria de cientos de miles de chilenas y chilenos. El pasado reciente sigue vivo. El acontecimiento, el 11 septiembre de 1973, sigue tronando, explotando y el espeso humo negro de su acontecer no se disipa. Pues nadie olvida.

Ecuador: La soberanía nacional vs. Chevron y los TBI

Cabe esperar que el Presidente Lenín Moreno ofrezca al Ecuador una posición nacional y soberana. Porque lo que a los ecuatorianos nos interesa es que en materia internacional se defienda el decoro nacional, el interés público, los derechos de los ciudadanos, contra los intereses privados y de cualquier empresa extranjera.

Juan J. Paz y Miño Cepeda / Historia y Presente Blog

Existe amplia información sobre los Tratados Bilaterales de Inversión (TBI) (véase: https://goo.gl/images/bVWZnv). Pero cabe destacar el estudio que realizó CAITISA, publicado en mayo 2017 por el IAEN (https://bit.ly/2oTQWzy), algunos de cuyos datos centrales voy a utilizar.
 
Es conocido que durante las décadas finales del siglo XX se afirmaron en Ecuador el modelo empresarial y la ideología neoliberal. Bajo esas condiciones, mientras los intereses privados y de las cámaras de la producción fueron privilegiados, no solo que se achicó el tamaño del Estado, sino que fueron recortadas las inversiones estatales, colapsaron los servicios públicos, se consolidaron las privatizaciones y se debilitó la institucionalidad nacional.

¿Argentina o Venezuela? Esta es la cuestión… del imperialismo (II)

Decir que el neoliberalismo está fracasando nuevamente en Argentina es por lo menos inexacto, porque para esa concepción de la economía el éxito no está asociado a bienestar social o popular, sino a la eficiencia en la acumulación de capital en manos de los más ricos.

Gregorio J. Pérez Almeida / Para Con Nuestra América
Desde Caracas, Venezuela

En nuestro anterior artículo, afirmábamos que en los planes imperialistas, Argentina y Venezuela eran dos trenes que corrían en direcciones contrarias: una hacia el éxito y la otra hacia el fracaso, pero advertíamos que las cosas no estaban saliendo como Washington esperaba, porque ni les estaba funcionando la guerra económica contra Venezuela ni el neoliberalismo grosero de Macri.

Sin embargo, para ser consecuentes con nuestra visión crítica con Marxdefondo, debemos examinar estos conceptos de “éxito” y “fracaso” cuidadosamente al aplicarlos a los programas económicos neoliberales, porque para este “virus” como lo llama Samir Amin, estos términos significan todo lo contrario de lo que simbolizan en una concepción marxista y socialista.

Venezuela: Las revelaciones del New York Times

Cada cincuenta años, cuando los Estados Unidos se quitan el secreto de estado, se confirma que, para lograr sus objetivos, han utilizado todos los medios posibles, en abierta contradicción con el discurso utilizado, en el que siempre se presentan como campeones de "democracia".

Geraldina Colotti / ALAI

A veces sucede que reconocen sus estrategias durante la redacción de un libro, como lo hizo la "democrática" Hillary Clinton en sus memorias, admitiendo la injerencia de Estados Unidos en el golpe en Honduras contra el entonces presidente Manuel Zelaya. También sucede que, como en una película de Hollywood con la que el "sueño americano" siempre se autoabastece, Bill Clinton admite los efectos nefastos de las políticas económicas impuestas a los países del sur.

 Así, el ex presidente de los Estados Unidos se presentó ante la comisión extranjera del Senado en 2010, cuando era enviado especial de la ONU a Haití: se disculpó públicamente por haber obligado a ese país a reducir los aranceles sobre el arroz subsidiado por los Estados Unidos durante su mandato. Una política que ayudó a frustrar las aspiraciones de Haití a la soberanía alimentaria.

Brasil: Lula pasa la estafeta a Fernando Haddad

La decisión de Lula y del PT hace que la campaña entre en su recta final, ahora con todos los candidatos definidos. La reacción del mercado –la bolsa de valores y el dólar– fue negativa, acusando el golpe de que el PT lograra superar los obstáculos para tener un candidato apoyado por Lula.

Emir Sader / LA JORNADA

Acusado, condenado y preso en un proceso sin pruebas, víctima de la más monstruosa trampa jurídica de la historia brasileña, Lula ha señalado a Fernando Haddad como su candidato, por la imposibilidad legal de ser él mismo el aspirante. Queda todavía un recurso de los abogados de Lula para el Supremo Tribunal Federal, pero la justicia electoral impuso un plazo para la sustitución del candidato con el fin de que sea el PT el que tome la decisión de nombrar a otro, una vez que a Lula se le ha prohibido concurrir.

La absurda prohibición a Lula se apoya en un proceso sobre un departamento, que nunca fue de Lula, a punto tal que el juez Sergio Moro dijo que lo condenaba no con base en pruebas –que no las tenía– sino de convicciones. Como si el derecho pudiera sustentarse en algo tan subjetivo como las convicciones y no en pruebas.

La inestabilidad neoliberal en Latinoamérica

Se mire por donde se mire, el neoliberalismo no sabe gobernar, ni siquiera bajo sus propias premisas. Dime de qué presumes y te diré de qué careces. Si las agencias de calificación de riesgo hicieran bien su trabajo, desde criterios estrictamente ortodoxos, les daría a todos ellos una nota muy negativa.

Alfredo Serrano Mansilla / CELAG

Estabilidad, confianza, certidumbre y eficiencia son las cuatro promesas más repetidas por cualquier proyecto neoliberal. ¿Se cumplen? ¿Es un gobierno neoliberal capaz de dar estabilidad a un país? ¿Saben cómo generar confianza y certidumbre? ¿Logran tener economías eficientes? Veamos qué sucede en Latinoamérica. Empecemos por Argentina.

Luces de José Martí para el socialismo

Tras la historia de errores, deficiencias y traiciones que echaron abajo al socialismo que, tenido en Europa por real —sinónimo a la vez de verdadero y de monárquico—, puso en quiebra, hasta llevarlas a la derrota, las dignas aspiraciones socialistas originarias, adquieren renovado valor las luces aportadas por Martí.

Luis Toledo Sande / Cubadebate

Textos de interés directo para el tema planteado en el título escribió José Martí desde su estancia en México (1875-1876), donde —inicio de un camino en el cual experimentó una rica evolución— se relacionó activamente con la prensa obrera y organizaciones de ese carácter. Pero los presentes apuntes, ni con mucho exhaustivos, se basan centralmente en páginas posteriores, distanciadas entre sí por una década, pero unidas por el tema abordado: una reseña, en la revista neoyorquina La América de abril de 1884, sobre “La futura esclavitud”, del británico Herbert Spencer, y una carta de mayo de 1894 a su compatriota y amigo Fermín Valdés Domínguez. Las dos contienen reflexiones sobre lo que en ambas Martí llama “la idea socialista”, y lo publicado en la revista parece prolongarse en la intimidad epistolar. No hay que asombrarse por ello: nexos similares aparecen entre numerosos textos de la obra martiana, signada por la coherencia y la organicidad.

Washington, por la ley de la jungla

La actual administración de la superpotencia vecina avanza en su empeño por destruir la institucionalidad y la legalidad internacionales en un terreno particularmente importante: el de la impartición de justicia por encima de las fronteras nacionales, una tarea que se ha vuelto cada vez más necesaria en un mundo globalizado en el que proliferan los crímenes de lesa humanidad.

Editorial de LA JORNADA / 11 de setiembre de 2018

John Bolton, asesor de Seguridad Nacional del presidente estadunidense, Donald Trump, amenazó este lunes con imponer sanciones a los jueces de la Corte Penal Internacional (CPI) que investigan los crímenes de guerra perpetrados en el pasado reciente por militares de Estados Unidos en Afganistán y además, emprender pesquisas sobre las atrocidades cometidas por el gobierno de Israel en contra de la población palestina.

sábado, 8 de septiembre de 2018

Venezuela y Nicaragua en la ONU: dime quién te acusa y te diré quién eres

En la agenda de agresión contra Venezuela y Nicaragua, la migración masiva que pone en riesgo la seguridad de los países vecinos, que amerita planes de contingencia internacionales que implican a la ONU y sus agencias y a la OEA, es el punto del día.

Rafael Cuevas Molina/Presidente AUNA-Costa Rica

Nikki Haley, embajadora de EE.UU en la ONU.
Los Estados Unidos acusaron de dictaduras totalitarias y gobiernos desestabilizadores de la región a Venezuela y Nicaragua en el Consejo de Seguridad de la ONU. A Nicaragua, la embajadora Nikki Haley le vaticinó que va camino de convertirse en otra Venezuela y, acorde con la etapa actual de su estrategia desestabilizadora regional, que está a las puertas de un éxodo como el de Venezuela.

En este sentido, la señora Haley llega un poco tarde porque hace ya más de dos meses el gobierno costarricense viene estableciendo planes de contingencia para atender lo que en el país se cataloga de “avalancha de  nicas”, la mayoría de ellos –dice- perseguidos políticos.

Estados Unidos y el dominio del eje estratégico latinoamericano

En un escenario como el de nuestros días, ¿queda alguna opción para la paz y la integración como la que soñaron los expresidentes Chávez, Lula y Kirchner a inicios de este siglo? ¿Será posible evitar el camino de la violencia y la muerte del imperialismo, que sólo sirve a los intereses de quienes pretenden dividir a nuestra América para dominarla?

Andrés Mora Ramírez / AUNA-Costa Rica

Los expresidentes Chávez, Kirchner y Lula 

La imagen se repitió una y otra vez, en escenarios diferentes pero con los mismos personajes y con idénticas motivaciones: el encuentro fraterno, solidario, de unidad latinoamericana, plasmado en las manos entrelazadas de Hugo Chávez, Lula da Silva y Néstor Kirchner, presidentes de Venezuela, Brasil y Argentina respectivamente. Ya fuese en Caracas o Sao Paulo, en Buenos Aires a Brasilia, o en la emblemática Mar del Plata, en diálogos, encuentros de trabajo, cumbres y batallas políticas memorables, aquella fusión de voluntades acabó por convertirse en la instantánea de una época: la del inicio del siglo XXI latinoamericano. Los tres mandatarios, que llegaron al poder luego de que el tsunami neoliberal de los años noventa devastara el tejido social y productivo de sus países, comprendieron con absoluta claridad que el eje Caracas-Brasilia-Buenos Aires era fundamental para apuntalar el proyecto de integración regional nuestroamericano, para ganar espacios de soberanía e impulsar alternativas posneoliberales, y en definitiva, para enfrentar, desde otro lugar, los furiosos coletazos del imperio en medio de su crisis de hegemonía.

Las damas trogloditas de Trump

El peligro que significa para la región el “renacimiento” de la Doctrina Monroe, tras la aparente acta de defunción que había firmado Barack Obama, muestra que los poderes imperiales están dispuestos a todo para sostener su primacía en América Latina y el Caribe.

Sergio Rodríguez Gelfenstein / Especial para Con Nuestra América
Desde Caracas, Venezuela

Al intentar resucitar la doctrina Monroe como instrumento para desarrollar su política exterior hacia América Latina, el gobierno de Donald Trump pretende retrotraer la historia para colocarla en el mismo lugar que estaba en 1823 cuando dicho paradigma fue enunciado por el presidente estadounidense James Monroe, bajo la premisa de que América era para los americanos. Aunque el mundo ha cambiado y ya hoy no es Gran Bretaña el enemigo que amenaza la hegemonía estadounidense en la región, el gobierno de Estados Unidos sigue visualizando adversarios que le ponen obstáculos para controlar sin corta pisas la única región del mundo en la que aún conserva amplios espacios de dominio, sobre todo a partir de los últimos tres años.

¿Argentina o Venezuela? Esta es la cuestión… del imperialismo

Con Argentina y Venezuela, los imperialistas montaron un riel para dos trenes que debían ir en direcciones contrarias: la primera hacia el éxito y la segunda hacia el fracaso. Una carrera que tomó máxima velocidad por la forma en que se ha aplicado el paquete neoliberal en el país austral y la crueldad con la que se ha atacado, perseguido, bloqueado, saboteado al gobierno y al pueblo venezolano en los últimos tres años.

Gregorio J. Pérez Almeida / Para Con Nuestra América
Desde Caracas, Venezuela

El gobierno de Mauricio Macri es un actor clave en
los planes de Washington para América Latina.
Luego de las casi dos décadas de avances económicos, sociales y culturales en Suramérica, logrados con políticas antineoliberales y nacionalistas impulsadas por los gobiernos de Lula, Correa, Evo, Nestor y Cristina Kirchner, y Chávez y Maduro, el imperialismo estadounidense y sus socios, lograron retomar el control político en Brasil, Argentina y Ecuador para reinstalar su agenda económica neoliberal, lo que ha permitido que sus “tanques de pensamiento” intenten posicionar en los imaginarios populares la convicción de que ya finalizó el tiempo de los gobiernos “populistas” en América Latina.

Economía, frente principal en la batalla venezolana

En Venezuela se está desarrollando un juego de vida o muerte entre el gobierno  del presidente Nicolás Maduro y la inteligencia militar y civil de Estados Unidos, coraza protectora de la contrarrevolución interna.

Luis Manuel Arce / Prensa Latina

La meta es descabezar la dirección bolivariana, incluido el mando militar fiel a Chávez, y todos los niveles del poder público, y a ello responden el frustrado magnicidio mediante el novedoso uso de drones, y la derrotada Operación Caín para asesinar dirigentes chavistas desde la base hasta la superestructura institucional, incluida la Asamblea Nacional Constituyente.

Una de las vías más recurrente perfeccionada al máximo por los órganos de inteligencia de Estados Unidos  y especialistas del patio, es la económica bajo el criterio de que es lo que más daño le provoca al gobierno y el mejor caldo de cultivo para un descalabro interno, animar el descontento popular y realizar cualquier acción que abone en beneficio de revueltas internas violentas para aplicar el nunca olvidado plan de agresión militar con aval de la OEA.

Argentina: Lo inexplicable

Nadie en su sano juicio quiere disturbios, ni mayores padecimientos que los que nos ha sumido este gobierno irresponsable. Quiere sí que Macri entregue el mandato en 2019 a un argentino dispuesto a gobernar para su pueblo.

Roberto Utrero Guerra / Especial para Con Nuestra América
Desde Mendoza, Argentina

Se han ensayado miles de versiones de cómo llegamos a este neoliberalismo aberrante. Es inexplicable. Es inexplicable que tengamos, según Google, el presidente más corrupto del mundo, con más de 50 sociedades offshore entre él y su familia en 11 paraísos fiscales: 29 en Panamá, 3 en Hong Kong, 4 en Uruguay, una en Belice, una en Dubái, dos en Gran Caimán y una en British Island, conforme la causa 3.899/16 a cargo del juez federal argentino Alejandro Cassanello.

Más inexplicable aún es que el mismo presidente nos hable de honestidad y transparencia. Más que inexplicable es perversamente malicioso.